(4) 366 3091 info@catmarketing.co

Por influenciadores podemos entender a quienes son visibles en Internet, o en la farándula o algún campo especial de los muchos que envuelven nuestra sociedad.

Hoy las personas desconfían de lo que la publicidad puede decir o de lo que ellos mismo pueden pensar si no está respaldado por la aprobación de quienes ellos consideran importantes.

En el mundo digital, cualquier persona anónima puede convertirse en un influencer.

¿Qué tanto importa una opinión?

Algo tan simple como escoger qué vestir, es influenciado no sólo por nuestras preferencias y comodidad que sería lo más natural.

Adicionalmente solemos pedir la opinión de nuestros familiares o amigos.

“¿Esto sí me queda bien?” “¿No me veo algo panzón con esta camisa?”

Sí, lastimosamente condicionamos nuestra comodidad y apariencia por la opinión de otros.

Cuando hablamos de compras no es muy diferente, y es comprobado que las personas suelen consultar la opinión o reputación de un producto o servicio en Internet antes de adquirirlo.

En este juego de opiniones y recomendaciones comienza lo que conocemos como campañas C2C (Customer to Customer) donde un usuario o cliente vende un producto o servicio a otro usuario o cliente.

Así es como llegamos al cuento de los influencers o influenciadores.

Recientemente este tipo de personajes se han convertido en un elemento importante paras las campañas publicitarias de muchas empresas.

Grandes marcas contratan estos influencers para que a través de videos o comentarios en las redes sociales, promocionen sus productos o servicios, creando campañas virales y abrumadoramente exitosas.

 

¿Entonces necesito un influenciador para mi marca?

Tal vez sí ¿Cualquier influenciador puede ayudarme? ¡Obvio no!

Si miramos el mundo de la publicidad, es importante conocer la audiencia que deseamos alcanzar y cómo la vamos a abordar.

Cosa que sólo conseguimos cuando nuestro contenido es apropiado y de interés para esa audiencia. El caso de los influenciadores es igual, no podemos buscar un youtuber que los adolescentes idolatran para hablar sobre costosos autos que comprarán adultos de mediana edad.

Es importante identificar qué necesita tu marca y cuál influenciador puede ayudarte a posicionar tu empresa.

Para orientarte un poco, escogimos tres características para medir al influenciador que necesitas.

1- Su simpatía para generar confianza a otros.
2- El tamaño y calidad de su audiencia determina el alcance y éxito de tu campaña, así que es importante conocer la audiencia sobre la que este personaje ejerce su influencia y si esta audiencia es o no es tu público objetivo.
3- Cuanta experiencia tiene este personaje en el campo que tu empresa se desenvuelve.

¿Cuándo son necesarios los influenciadores?

No te preocupes demasiado, no necesitas tener un influenciador siempre dentro de tu empresa.

Puedes buscar el apoyo de un influenciador en un momento importante para tu marca como un lanzamiento o promoción especial.

Las dinámicas en la publicidad cambian constantemente.

Los anuncios son nuestra herramienta mas tradicional pero ya no es suficiente.

Ocupar espacios con pantallas LED es increíblemente efectivo pero el alcance de una personalidad famosa en las redes es incalculable.

Muchos pequeños negocios quieren que los conozcan, que el mundo sepa que existen, así que un influencer acelera este proceso con algo como un video, un par de fotos en sus redes sociales o unos cuantos tweets.

Otro momento oportuno para buscar la ayuda de un influenciador es cuando presentas una promoción.

Una campaña con la que deseas alcanzar una gran audiencia y que dará distinción a tu marca.

Podemos concluir que los resultados de contratar un influencer serán:

Darte a conocer; generar valor a tu marca, engancharte a una comunidad, que son tus clientes potenciales y brindar un respaldo a tu marca.